Sábado, 19 de Outubro de 2019
   
Tamanho do Texto

Pesquisar

El Crimen del Padre Amaro

Eça de Queiroz (1845-1900) fue un escritor portugués. En 1875, escribió una novela titulada El crimen del padre Amaro, en la que hace una crítica severa a la Iglesia Católica de su país a finales del siglo 19.

La historia es interesante. Todo gira en torno del padre Amaro, un joven párroco de la ciudad de Leiria, que revela un carácter absolutamente libre de escrúpulos. Amaro miente, calumnia, manipula, abusa de la buena fe de los fieles, seduce a una joven y hasta participa en el asesinato de un bebé no deseado. Y lo más impresionante es que Amaro siempre encuentra santas y piadosas justificativas para esas prácticas, siendo incapaz de reconocer cuán sucio es y todavía pensando en cómo el mundo sería mejor si en el imperasen religiosos "respetables" como él.

El Crimen del Padre Amaro es una obra de ficción. Sin embargo, se sabe que el escritor la elaboró basándose en el marco religioso predominante en esa época. Así, el padre Amaro existió, aunque con nombres diferentes, y eso debe preocupar a los cristianos de todos los tiempos.

El retrato de Amaro muestra que alguien puede refugiarse en una religión de apariencias y, secretamente, vivir como el canalla más vil. Y eso no fue un mal que perteneció exclusivamente al catolicismo portugués del siglo 19. Hay Amaros todavía, presentándose como pastores, misioneros y evangelistas, ganándose la admiración de todos, pero que, en realidad, son personas perversas con vidas e intenciones duplas.

Por eso el creyente debe ser cuidadoso. No se puede evaluar a alguien por su apariencia o por la jerga que usa. Es necesario conocer la vida de los ministros (Hb13.7) y sólo entonces honrarlos. De lo contrario, muchos Amaros sacarán provecho de nuestra ciega credulidad.

Pr. Marcos Granconato
Soli Deo gloria

Este site é melhor visualizado em Mozilla Firefox, Google Chrome ou Opera.
© Copyright 2009, todos os direitos reservados.
Igreja Batista Redenção.